Adapta la oficina a tu equipo y no al contrario

Solo el 12,8 % de los profesionales creen que volverán a trabajar las 8h de los cinco días de la semana en la oficina así que…
¿Se quedará la oficina vacía? ¿Hay que buscar una oficina más pequeña? ¿Cómo podemos gestionar a los equipos?

Si ofreces una modalidad de trabajo híbrida entre teletrabajo y trabajo presencial necesitarás adaptar tu oficina y esta es una realidad que no se puede obviar.

Más allá de las herramientas digitales que puedas necesitar para reserva de mesas, control de asistencia o comunicación y coordinación de equipos veamos qué pasa con la oficina en sí misma.

La oficina, un espacio para los trabajadores

Con los nuevos modelos de trabajo híbrido la oficina renace para adaptarse a los trabajadores.

Ha llegado la hora de mejorar la experiencia en la oficina para los trabajadores y que, cuando acudan a ella, tenga una razón de ser y se sientan bienvenidos. Al no tener un sitio fijo los trabajadores pueden sentirse fuera de lugar.

Empresas como Google han optado por convertir sus espacios de trabajo en entornos más flexibles y colaborativos en los que, a pesar de no tener puestos fijos los teletrabajadores se sientan integrados aún en la distancia.

Cada empleado tiene una tarjeta que almacena sus preferencias de confort y se activa al llegar a la oficina. Datos como el nivel de altura de la mesa, la iluminación, o la regulación del asiento para que el escritorio se adapte a cada uno de ellos. 

Pero no hace falta ser Google para integrar a los trabajadore. 

Un estudio de la Universidad Exeter, indica que incluir a los trabajadores en el diseño de la nueva oficina aumenta la sensación de bienestar en 47%; la creatividad, en 45% y la productividad hasta en 38%.

¿Qué necesitan las nuevas oficinas?

Al convertirse en un lugar de reencuentro y de colaboración se necesitarán espacios amplios y, a ser posible, modulares para irlos adaptando a según se necesiten.

No siempre es posible reestructurar todo el espacio así que hemos seleccionado las prioridades a tener en cuenta para adaptar tu oficina:

  • Salas de reuniones

Salas polivalentes en las que los equipos puedan reunirse tanto si están en la oficina como si están trabajando desde casa. Es posible que parte del equipo esté en remoto y será necesario un sistema audiovisual para que haya una interacción real y centralizada entre los asistentes estén donde estén.

No más acoples en las videoconferencias al tener varios ordenadores conectados a la misma reunión.

  • Espacios diáfanos

Reencontrarse con los compañeros y repasar workflows / estrategias / brainstorming no tiene porqué hacerse en una sala de reuniones.

Se pueden habilitar espacios para fomentar el trabajo en equipo sin la solemnidad de una sala de reuniones con su gran mesa en el centro.

  • Espacios de inspiración

Zonas de relax o con cierta privacidad tanto para inspirarse como para atender videoconferencias sin el bullicio de la zona central de la oficina. 

  • Comedor

El teletrabajo ha mejorado la alimentación de los trabajadores y volver a comer fuera cada día es uno de los principales miedos en el regreso a la oficina.


Una nevera, dos microondas y un espacio para comer mejorarán la experiencia de los trabajadores que podrán seguir combinando el cuidado de su alimentación con ese día especial al salir fuera a comer con los compañeros.

Si tienes una terraza no olvides que puede ser algo más que un simple comedor, también puede ser un espacio de trabajo ¡siempre y cuando no llueva!

No te quedes atrás y sácale el mayor provecho a la distribución de la oficina diseñándola con y para tus empleados.